Kitur Sevilla, Concesionario Oficial Kia en Sevilla y provincia

Noticias

Mantén los frenos de tu coche en buen estado

Mantén los frenos de tu coche en buen estado

 

LA IMPORTANCIA DEL BUEN ESTADO DE LOS FRENOS DEL COCHE

Sea cual sea el uso que le damos a nuestro vehículo, nunca debemos descuidar la revisión y mantenimiento de los frenos. Aunque los trayectos que realicemos sean cortos o simplemente por ciudad, esto no quiere decir que estemos expuestos a menos peligro que en trayectos largos o por autovía.

Si tenemos los frenos en mal estado, pondremos en riesgo tanto nuestra vida como la del resto de conductores y peatones.

La mayoría de los conductores no están concienciados del riesgo que supone la degradación y desgaste del sistema de frenado, sobre todo de las pastillas y los discos. El desgaste de estos elementos conlleva un nivel de seguridad cada vez más bajo y con ello mayores posibilidades de tener o causar un accidente.
 

MANTÉN LOS FRENOS DE TU COCHE EN PERFECTO ESTADO

- Adecúa tu modo de conducción para evitar el desgaste excesivo de los frenos.

Según la forma de conducir de cada uno, el sistema de  frenos puede llegar a sufrir más o menos desgaste. Suelen encontrarse este problema los conductores que realizan más esfuerzo de frenado, por lo que tendrán que revisar los frenos a menudo.

Otra causa del desgaste, puede ser pisar demasiadas veces o durante demasiado tiempo los frenos. Si esto ocurre, los frenos se calentarán y se acortará su vida útil.

Es recomendable hacer uso del freno motor, es decir cambiar las marchas para reducir la velocidad, de esta forma los frenos sufren menos deterioro prolongando su duración.

 

- Haz caso a los testigos y alertas automáticas de tu coche.

Actualmente la mayoría de coches poseen un sistema de avisos que alerta de ciertas situaciones como es el desgaste de los frenos. Esta advertencia aparecerá con cierta antelación para indicarte que debes revisar el estado de tus frenos, no ignores esta advertencia y pide cita al taller lo antes posible.

 

- Presta atención a ruidos, vibraciones y otros avisos de tu coche.

Si al pisar el freno sientes una vibración en el volante, es necesario comprobar las pastillas y los discos de freno, ya que esta vibración puede significar que alguna pieza del sistema de frenado se encuentre en mal estado, que las ruedas no están bien alineadas o que los discos de freno están curvos.

En caso de que tengas la necesidad de pisar el freno con demasiada fuerza, lo más seguro es que las pastillas o los discos de freno estén deteriorados, también puede ser a causa de la existencia de grasa en las pastillas de freno o poca cantidad de líquido.

Por otro lado, si directamente sientes que el pedal de freno se va al fondo al pisarlo o que se encuentra algo mullido, lleva el coche al taller cuanto antes y asegúrate de que no existe peligro.

 

Si has cambiado las pastillas de freno pero no los discos y escuchas chirridos, suele significar que el sistema de freno tiene algo que no funciona bien: puede que los discos estén dañados, las pastillas sean de baja calidad o tengan partículas.

 

- Realiza las revisiones de los frenos a tiempo.

El principal problema que supone el desgaste de los frenos del coche, es que la distancia de frenado aumenta. De esta forma, existen más posibilidades de sufrir una colisión.

Recuerda siempre realizar las revisiones de mantenimiento recomendadas por el fabricante. Si, además, detectas alguna anomalía de las explicadas, pide cita a tu taller para que revisen específicamente los frenos. Estas acciones son fundamentales para garantizar tu seguridad al volante y la de los demás.
 

Más del 20% de los conductores llevan los frenos de su vehículo en un estado de deficiencia preocupante y peligroso. Coches que debido a su situación, no aprobarían la Inspección Técnica de Vehículos (ITV).

 

No seas uno de ellos y evita posibles riesgos. En Kitur Sevilla disponemos de grandes profesionales que pueden solucionarte cualquier tipo de cuestión. Visítanos en nuestras instalaciones o pide cita con el taller para realizar la revisión correcta y fiable.